Los únicos, los normales



Estamos acostumbrados a escuchar a los padres hablar acerca de cuán maravillosos, inteligentes y hermosos son sus niños. Si, es normal, lo uno y lo otro.

Puede ser porque caminaron o hablaron antes, porque leen y escriben a los 3 años, porque son los más altos del jardín, los más simpáticos, porque dejaron los pañales o nunca quisieron el chupete, siempre habrá algo que los hará especiales a la vista de sus padres.

Aunque está muy bien que así sea, en el fondo siempre pensamos que el niño es tan especial como el resto de los 2.200 millones de niños del mundo, y acá es donde hice una parada analítica en mi pensamiento para preguntarme:

¿Es verdad que somos todos iguales o es verdad que somos todos únicos?



Desde pequeños se nos estimula a creer que somos los más hermosos, los mejores, únicos y especiales. Somos las princesas y los reyes del mundo, podemos ser astronautas, bailarinas y el 10 del Barça.

Hacemos un garabato y nos dicen que dibujamos como Picasso, nos vestimos con la ropa de mamá y nos dicen que seremos Greta Garbo. Todo nos hace creer que el mundo no tiene límites para nosotros, porque somos únicos y maravillosos y todos nos van a amar siempre porque somos especiales.

Hasta acá todo bien, esa etapa más o menos empieza a terminar cuando empezamos la educación formal. Opa! ¿Hay un montón de chicos iguales a mi? Yeap! Hay otros “únicos” que son nada más y nada menos que todos los demás.

Acá se acabó la fiesta y la educación nos obliga a “encajar”, lo que significa darle un encuadre de normalidad a la persona, adaptarlo a la vida social, a los estándares, a las reglas. Éramos los reyes del mundo y ahora debemos ser normales (¿o mediocres?)



Les recomiendo La República de Platón para cuando tengan tiempo y ganas, pero en líneas generales propone entrenar al niño para ser parte del Estado ideal. (al pobre Platón se lo juzga por violar los derechos del niño) Sin irnos tan lejos, lo cierto es que los padres y educadores se encargarán de poner en caja al astronauta y la princesa para que puedan ser parte de la sociedad que los rodea.

Hasta cierta edad, digamos que hasta en la adolescencia se nos otorgan algunos permisos, podemos tocar la guitarra o ir a fútbol si y solo si estudiamos. Podemos también vestirnos con algunos permisos, no muchos, depende si son mujer o varón, pero nos dejan hacer algunas ridiculeces sin demasiado escándalo.

Para el fin de la adolescencia ya nos dimos cuenta de que no somos especiales pero confiamos en algún talento que haga que el mundo nos ame por ser nosotros mismos, por saber dibujar, jugar al fútbol o tocar la guitarra, pero en ese exacto momento llega la sentencia de normalidad paterna “Si no estudiás tal o cual cosa, te vas a cagar de hambre”. Y con más o menos resistencia le decimos adiós a la guitarra, a los pinceles y a la pelota.

Llegaron los tiempos de los libros de económicas, abogacía y medicina, y le ponemos un empeño tremendo a ser como el resto. Ahora no solo no sos el único y especial, sos uno más en una marea de pibes como vos tratando de hacer algo para no cagarse de hambre en los años por venir y además de tanto en tanto te tenés que comer un “sos un inútil” de parte de un profesor y un “Vos te crees que esto es un hotel” de parte de tus viejos.



Van a pasar unos años dentro de los estándares preestablecidos para los cuales te esforzaste mucho para pertenecer, serás el profesional que no se caga de hambre, vas a tener tu casa, tu auto, harás una familia y tomarás vacaciones todos los años, y va a llegar el día en que vas a decir “Yo dibujaba de puta madre” ,“Yo podría haber sido un gran guitarrista”, en definitiva “Yo sí era especial, yo pude ser esa persona a quien ahora admiro por ser especial, y me hicieron ser normal!!!!”.

¿Quién te cagó? Todos, desde el principio.

¿Se puede volver atrás? NO.

La buena noticia es que sí somos especiales, al menos yo soy una convencida de que basta con dejar de poner energía en ser normales y encajar todo el tiempo con el resto, basta con dejar de opinar, hablar y pensar como los demás solo para ser “parte de” y ya seremos especiales, no se necesita ser más inteligente ni más lindo ni más adinerado, y si además tenemos al menos un sueño que cumplir, y las ganas de hacerlo realidad, entonces no sólo seremos únicos, ¡seremos magníficos!

Otros posts que podrían llegar a gustarte...

Comentarios

  • Gracias x escribir

    Comparto todas y cada una de las lineas, y la esperanza de hacer click y volver a ser anormal como alguna vez

    Saludos desde Lima

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • En link de compartir en Twitter anda bien?

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Sylar    

    Genial texto! Me encanto. Muuuy bueno.

    Me lo guardo, y lo comparto.

    Pd: Gimena, no te hagas un blog vos, porque le vas a sacar a todos los lectores a Fabio.Guiño

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
    • Revisado: 26/04/2014 - 11:18:15
  • timosss    

    A mi hija le explique que no existe dios, que papa noel tampoco y un monton de VERDADES mas. La madre me amenazo con denunciarme ante el juez (?). (en serio). Y no es que se lo digo tipo dogma, sino que una vez me pregunto adonde estaba dios y yo le dije: "la mayoria de la gente dice que esta en el cielo, pero , asomate, mira al cielo y decime que ves.". Y la nena me dijo "hay nubes". Y lo entendio.
    Y no le digo que es especial, hasta temo que no sea muy inteligente, sino que la apoyo en toda iniciativa que tenga, ahora anda en que le gustan los animales y que quiere ser "doctora" de animales.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Pen Pen    

    Genial reflexión


    Sylar dijo:

    Genial texto! Me encanto. Muuuy bueno.

    Me lo guardo, y lo comparto.

    Pd: Gimena, no te hagas un blog vos, porque le vas a sacar a todos los lectores de Fabio.Guiño


    Coincido, le quitarias a todos los lecotres de Fabio :D

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Pen Pen    

    Pen Pen dijo:

    Genial reflexión


    Sylar dijo:
    Genial texto! Me encanto. Muuuy bueno.

    Me lo guardo, y lo comparto.

    Pd: Gimena, no te hagas un blog vos, porque le vas a sacar a todos los lectores de Fabio.Guiño


    Coincido, le quitarias a todos los lecotres de Fabio :D


    je, lectores

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Sylar    

    Pen Pen dijo:

    Pen Pen dijo:
    Genial reflexión


    Sylar dijo:
    Genial texto! Me encanto. Muuuy bueno.

    Me lo guardo, y lo comparto.

    Pd: Gimena, no te hagas un blog vos, porque le vas a sacar a todos los lectores de Fabio.Guiño


    Coincido, le quitarias a todos los lecotres de Fabio :D


    je, lectores


    Suerte que somos lectores y no escritores!!:D

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Lucas    

    gracias, pero estaria bueno poder viajar en el tiempo y leerlo hace 12 años :D

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Sylar dijo:

    Genial texto! Me encanto. Muuuy bueno.

    Me lo guardo, y lo comparto.

    Pd: Gimena, no te hagas un blog vos, porque le vas a sacar a todos los lectores a Fabio.Guiño


    Comparto y agrego: te fuiste un poquito patrás al ejemplificar con la Garbo... jaja!

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
    • Revisado: 26/04/2014 - 12:57:00
  • blklaucha    

    A mí cuando me ponía la ropa de mi vieja me decían que parecía Cris Miró:D

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Ram0    

    Excelente lectura. Me pasó lo mismo que me pasa cada vez que leo a Gimena, no me doy cuenta que no es Fabio el que escribe y tardo unos párrafos en caer que escriben tan distinto...

    En fin... lo de ´esto no es un hotel´ no me pasó ni lo de que mi viejo me dijera qué es lo que tengo que estudiar (el nunca estudió, se crió en el campo). Igual siempre me daba cuenta rápido que, al tocar la guitarra, no era especial y que tenía que enfilar pa´otro lado (lo mismo con el fútbol, o el ser astronauta).
    Ahora estoy en el último año de la carrera de Diseño Gráfico y creo que no podría haber elegido algo que me hiciera más feliz.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Ram0    

    Magdalena Morard dijo:

    Sylar dijo:
    Genial texto! Me encanto. Muuuy bueno.

    Me lo guardo, y lo comparto.

    Pd: Gimena, no te hagas un blog vos, porque le vas a sacar a todos los lectores a Fabio.Guiño


    Comparto y agrego: te fuiste un poquito patrás al ejemplificar con la Garbo... jaja!


    Jaja es verdad... me tenté cuando leí ´´Greta Garbo´´.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Emanuel    

    no me gusto lo unico eso de separar el tocar la guitarra de estudiar algo como economía o abogacía.

    Agradezco haberme dado cuenta que en la facultad solo te enseñan a usar otro pincel y otra guitarra y ahora estoy explorando estrellas lejanas y galaxias distantes

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Pen Pen    

    "Nada es verdad, todo esta permitido" lo dice el credo :D (si, mucho videojuego )

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • juank    

    Somos todos distintos e iguales a la vez, o deberíamos serlo dependiendo de para qué.

    Somos distintos para enriquecer la sociedad, para armar un lindo grupo de amigos, para formar esa pareja única e irrepetible, para ser lo que queramos sin que nadie nos encasille.

    Y a la vez somos todos iguales, o deberíamos serlo, para estar a la par, no creernos superiores a nadie, tener los mismos derechos y obligaciones, oportunidades, etc.

    Esta dualidad corre también para los países, provincias o división que se les ocurra, donde esta genial que cada lugar tenga sus particularidades, sin que eso signifique que unos sean mejores que otros.

    Es un fino equilibrio, y a veces hay que hacer un gran esfuerzo para evitar romperlo.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • gourmet    

    Somos todos individuos, la palabra misma nos define. Que después quieran encajar nuestras mentes a martillazos en un hueco donde no cabe es otra cosa.

    Si a un chico sin la capacidad de razonamiento de un adulto (normal) le das respuestas muy complejas no le estás haciendo un favor; sencillamente estás creando un cínico que cuando hable con el resto de sus compañeros de primer grado y diga que "Papá Noel no existe", sabiendo que tiene razón, el resto lo excluya o se meta en problemas.

    La información para una mente que está en desarrollo tiene que ir dosificada y de acuerdo a la edad pero sobretodo bajo demanda, no a la carta como muchos superados que creen que están haciéndole un favor al mundo y al chico revelándole todas las verdades que a él mismo le costó digerir durante toda su vida.

    Hagan un ejercició sencillo: desarrollen en las respuestas como le explican a un nene o nena de 5 años como vienen los bebés al mundo. Sobretodo aquellos que aún no tienen hijos ni sobrinos pequeños.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • SeniorD    

    No hay que poner excusas por sentirse fracasado

    Para los padres siempre somos especiales, para el resto del mundo somos otros mas que pasan por ahí

    Si uno se queda con eso y no logra superarlo por sentirse vacio con lo poco que se logra cuando ya "somos grandes", se pierde el norte, replanteate tu vida.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • victor    

    Me gsto el articulo, muy realista, es el tipo de cosas que todos sabemos pero no queremos darnos cuenta, es tan simple como la vida misma. Para los padres siempre seremos especiales, asi como mi hija es especial para mi, es dificil explicar y entender sobre todo para los que no tienen hijos y lo dice alguien con 40 años que fue padre a los 35 despues de ser un soltero a muerte, un hijo cambia las cosas y la forma de verlas, para bien para mal? no se, pero cambia todo. Mis viejos jamas me hablaron sobre "estudia esto sino te cagas de hanbre" lo unico que mi vieja hizo fue regalarme una XT usada cuando vio que me volvia loco con las compus de chico, me pago un curso de pc y nada mas, desde ese dia la computacion vivio conmigo, estudie y laburo de eso, no me cago de hambre ni soy millonario, soy especial? desde el momento que disfruto trabajar en sistemas me siento especial, porque hago algo que me gusta y me da de comer, no me levanto todos los dias puteando para ir a un laburo que no me gusta para hacer algo que nunca quise, y creanme que hoy en dia poder trabajar y disfrutar de ese trabajo es algo especial desde mi punto de vista. Nunca se me dio por tocar la guitarra, hacer deportes o soñar con ser "especial" es mas, dibujaba como el culo y me acuerdo lo malo que eran mis dibujos.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Gervasio    

    victor dijo:

    "..Para los padres siempre seremos especiales,...un hijo cambia las cosas y la forma de verlas, para bien para mal? no se, pero cambia todo. "...


    8000% de acuerdo

    Por cierto, tanto los joden con tener hijos? deeelen nietos a celestino, no sean malos :D

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
    • Revisado: 28/04/2014 - 12:47:06
  • Gustavo V    

    Excelente nota Gime, es cierto lo que suele pasar, a mi me paso y casi me echan de casa, de hecho de dieron por vencidos cuando estaba armando el bolso...

    a mis sobrinos les digo que sean y hagan lo que quieran.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Marito    

    buen post gime

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Danbat    

    Ram0 dijo:

    Excelente lectura. Me pasó lo mismo que me pasa cada vez que leo a Gimena, no me doy cuenta que no es Fabio el que escribe y tardo unos párrafos en caer que escriben tan distinto...

    No es muy difícil, después de dos o tres frases notás que no hay puteadas y empezás a pensar "esto no parece de Fabio..." :D

    Se puede tener un hobbie junto con la carrera. Ideal si coinciden, pero si no es así se puede sostener con un mínimo de constancia. Yo de chico dibujaba y quería ser astronauta. Hasta que empecé a escribir a los 11-12 años y, con idas y vueltas, sigo haciéndolo. Más o menos al mismo tiempo arranqué con la informática, mi profesión, y unos años después con la fotografía, mi segunda pasión. No nado en plata ni me muero de hambre. Vivo con una mujer con tres hijos y soy feliz. Soy re normal.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • latorro    

    Danbat dijo:

    Ram0 dijo:
    Excelente lectura. Me pasó lo mismo que me pasa cada vez que leo a Gimena, no me doy cuenta que no es Fabio el que escribe y tardo unos párrafos en caer que escriben tan distinto...

    No es muy difícil, después de dos o tres frases notás que no hay puteadas y empezás a pensar "esto no parece de Fabio..." :D

    Se puede tener un hobbie junto con la carrera. Ideal si coinciden, pero si no es así se puede sostener con un mínimo de constancia. Yo de chico dibujaba y quería ser astronauta. Hasta que empecé a escribir a los 11-12 años y, con idas y vueltas, sigo haciéndolo. Más o menos al mismo tiempo arranqué con la informática, mi profesión, y unos años después con la fotografía, mi segunda pasión. No nado en plata ni me muero de hambre. Vivo con una mujer con tres hijos y soy feliz. Soy re normal.

    Una como madre (y como persona) se equivoca incontables veces. Pero nunca idealicé el futuro de mis hijos, que son 3. Me ocupé de escucharlos y alentarlos. Cometí errores por lo que traté de que entiendan y practiquen la tolerancia. Una para beneficiarme en el futuro, y otra para su futuro también. Muchas veces me arrepiento de cosas que hice o que les dije. Pero los crié practicamente sola. Y si bien eso no justifica nada, bastante bien me salió la joda :P

    Es muy difícil con las nenas hacerles entender y ver que son hermosas. No las MAS hermosas, pero sí que son bellas. Los ideales de belleza actuales atentan contra las preadolescentes porque la ropa está mal hecha, porque se trauman cuando van a las tiendas "cool", porque por más flacas que sean, mi hija de 12 años tiene que usar talle para 16 años. Y según la doctora está en la media para su edad! Por más que quiera convencerlas que son lindas, no me creen

    El otro día mi nena menor me preguntó si siempre me habían gustado sus dibujos o sólo le decía que eran lindos porque ella era chica. Le confesé que algunos de sus dibujos no me gustaron, pero le decía que eran lindos igual. No pareció traumarse. En unos años les cuento :D

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Rekufad    

    Gimena dijo:

    Opa! ¿Hay un montón de chicos iguales a mi? Yeap! Hay otros “únicos” que son nada más y nada menos que todos los demás.

    Acá se acabó la fiesta y la educación nos obliga a “encajar”, lo que significa darle un encuadre de normalidad a la persona, adaptarlo a la vida social, a los estándares, a las reglas. Éramos los reyes del mundo y ahora debemos ser normales (¿o mediocres?)

    Les recomiendo La República de Platón para cuando tengan tiempo y ganas, pero en líneas generales propone entrenar al niño para ser parte del Estado ideal. (al pobre Platón se lo juzga por violar los derechos del niño) Sin irnos tan lejos, lo cierto es que los padres y educadores se encargarán de poner en caja al astronauta y la princesa para que puedan ser parte de la sociedad que los rodea.

    Esta es una de muchas razones por las que siempre odie tanto a la escuela primaria y secundaria, al igual que a muchos de mis compañeros de clase; son una puta mierda aburrida, gris y limitada. Quizás eso cambie en algunas décadas (o siglos) aunque si hay algún pedagogo lo suficientemente abierto, puede empezar revisando http://tecnovortex.com/videojuegos-y-educacion/ http://www.blogcanaleducacion.es/el-tiempo-escolar-todo-lo-arruina/ y http://www.lanacion.com.ar/1085047-la-mision-principal-de-la-escuela-ya-no-es-ensenar-cosas

    Gimena dijo:
    ¿Se puede volver atrás? NO.

    ¿Solo por que vos lo decís?, todavía no se invento la maquina del tiempo (y mejor esperen sentados, probablemente no se hagan hasta mediados del siglo XXIV) pero mientras se puede cambiar (en la medida de lo posible) el curso del destino trazado ya que cada tanto hay algún pobre diablo que se da cuenta que lo que hace no es lo que en realidad quería en esta vida y decide tomar las riendas de su patética y miserable existencia para hacerla un poco menos mierdera.

    Gimena dijo:
    La buena noticia es que sí somos especiales, al menos yo soy una convencida de que basta con dejar de poner energía en ser normales y encajar todo el tiempo con el resto, basta con dejar de opinar, hablar y pensar como los demás solo para ser “parte de” y ya seremos especiales

    Si claro, y después te vienen a culear entre todos por no opinar como la masa (¿alguien dijo la Campora?) o no conseguís laburo debido a que lo que pones en (la garcha de) Facebook no coincide o no le gusta al cabrón de RRHH. A lo que voy es que si queres ser abiertamente diferente al resto, hacelo, pero hay que tener los suficientes huevos y convicción moral para asumir las consecuencias y arriesgarte a perder mucho en el camino.

    Gervasio dijo:
    Por cierto, tanto los joden con tener hijos? deeelen nietos a celestino, no sean malos :D

    ¿Para que? Tener crías consume bastante tiempo y es un gasto tremendo de energía que se pueden emplear en cosas mas provechosas. Mejor deja que primero planifiquen bien antes de darle al meta y ponga sin condón.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:

Deje su comentario:

Tranquilo, su email nunca será revelado.
La gente de bien tiene URL, no se olvide del http/https
Para evitar bots, si se tardó mucho en leer la nota seguramente no sirva y tenga que intentar dos veces

Negrita Cursiva Imagen Enlace


comentarios ofensivos o que no hagan al enriquecimiento del post serán borrados/editados por el administrador