El famoso más desconocido



Desde los años 50, el artista Ray Johnson dedicó cada día de su vida a hacer collages que, acto seguido, fotocopiaba y los enviaba a centenares de artistas con la siguiente consigna “añade y envíalo a otros o devuélvelo”. Ray adoraba a todos los conceptuales que habían sido sus colegas en algún momento de su vida, de Andy Warhol a Yoko Ono, de Robert Rauschenberg a Jasper Johns, de John Cage a Christo (el único inconveniente era que todos ellos se hacían famosos, menos él).

Doce horas diarias dedicaba a preparar sus envíos, en una casa en la que apenas había muebles, solo cajas y cajas de correspondencia. Decía que había inventado el arte postal, además del nouve-collage, un anti-happening llamado “nothing” (llegó a lanzar desde un helicóptero bocadillos de salchichas de fráncfort de 30 centímetros de largo) y varias cosas más, como por ejemplo proponer a los galeristas exponer “nada”, y una vez presentó un pedestal con eso, nada.

Pero en realidad la mayoría de sus “inventos artísticos” ya se le había ocurrido anteriormente a otros, y lo habían hecho bastante mejor que él. Sin embargo, Johnson no se dejó vencer y siguió participando: decidió que su obra sería él mismo, y el 13 de enero de 1995 saltó por el puente de Long Island e hizo su última performance…se ahogó en las frías aguas del río.



Para Ray el número 13 era la clave de todo: era el favorito del mítico poeta Hart Crane, quien se había suicidado a los 22 años tirándose al mar desde un barco frente a la costa de Long Island, luego de que los marineros de a bordo “lo rechazaran de mala manera, como me rechaza el resto del mundo”.

El cuerpo de Johnson fue encontrado al mediodía del sábado. Sorprendentemente, flotaba boca arriba, con los brazos cruzados sobre el pecho. Su suicidio fue minuciosamente preparado. Había cumplido 67 años el mes de octubre anterior (6+7=13), la policía encontró en sus bolsillos 1642 dólares (1+6+4+2=13), el lunes 13 se subió al auto y manejó hasta la zona de Sag Harbor, la tarde anterior se había registrado en un hotelucho de la localidad de Sag Harbor Cove (13 letras) llamado Barons Cove Inn (13 letras) donde pidió la habitación 247(2+4+7=13). Ese día hizo sólo llamó por teléfono a su amigo Willard Wilson (13 letras), a quién le contó que estaba preparando un evento. ¿Qué evento?, pregunto Wilson. Mi evento, contestó Johnson.

Días más tarde se supo que Johnson no estaba enfermo, que no se había suicidado por falta de reconocimiento, ni por penas amorosas: lo hizo porque su muerte era la pieza exacta e indispensable para terminar su increíble obra...

A partir de su suicidio comenzaron a parecer en las revistas de arte las palabras que Johnson había ansiado leer toda su vida sobre su persona y su obra. Billy Name, uno de los “habitués” de la Factory de Warhol, declaró en Art News: “Roy Lichtenstein era una persona que hacía arte. Andy también. Ray Johnson no era una persona: era arte…por eso es un artista de los artistas”.

En vida, Johnson logró que unos estudiantes de cine que vivían en su misma cuadra lo filmaran. Luego de la fama post mortem de su vecino, los muchachos (más rápido que volando, claro está) montaron un documental titulado How to Draw a Bunny (A Pop Art Mystery Movie), que lógicamente hoy en día es toda una película de culto. En ella se ve a Ray dibujando sobre sus collages, una y otra y otra vez, un conejo (una suerte de pariente lejano y bastante deforme del archifamoso Bugs Bunny) que se convertiría en su marca de fábrica.

En fin, hay un proverbio ruso que dice lo siguiente: “Las grandes obras las sueñan los genios locos, las ejecutan los luchadores natos, las disfrutan los felices cuerdos y las critican los inútiles crónicos. Ray Johnson fue un genio y un luchador que, sin lugar a dudas, disfrutó de su locura…

Fuentes: Ningún hombre es una isla. Juan Forn. Link 1, Link 2, Link 3

Categoría: Arte Etiquetas:  arte Bunny collage nothing Ray Johnson
Escrito por ATS
Otros posts que podrían llegar a gustarte...

Comentarios

  • Eso es lo que dijo que quiere hacer la Minujín también eh? Que la quemen con toda su obra o algo así... Este tipo debe ser el único que logró llevar a cabo eso...

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • SI, tambien dice que se va a morir como Nikie De Saint Phale, intoxicada por su propio arte...ARTE, ARTE, ARTE!!!!!.:D

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Concebirse a si mismo como manifestación artística no me parece locura sino elección.
    En cierto sentido, todos necesitamos darle un sentido a nuestra vida y a nuestra muerte.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:

Deje su comentario:

Tranquilo, su email nunca será revelado.
La gente de bien tiene URL, no se olvide del http/https
Para evitar bots, si se tardó mucho en leer la nota seguramente no sirva y tenga que intentar dos veces

Negrita Cursiva Imagen Enlace


comentarios ofensivos o que no hagan al enriquecimiento del post serán borrados/editados por el administrador