Agotado del Binge-Watching? Es hora de inventar otra cosa

Es la tomenta perfecta de binge-watching, horas encerrados, meses, home office, horarios algo torcidos, disponibilidad de Netflix, Hulu, Amazon Prime, Disney+, BitTorrent y 200 canales de cable. Está todo ahí y "no podemos esperar para verlo".

¿Cuánto nos está afectando? Y ¿Cuánto afecta esto a la producción de lo que consumimos? ¿Podría ser distinto? Hemos ido asesinando una forma, basada en broadcast donde una cabeza decidía por nosotros y nosotros elegíamos si la playlist ofrecida nos gustaba a otra totalmente distinta donde creamos las playlist y a partir de allí se generan nuevas producciones ¿Eso rompió todo?

Para los que no saben qué significa el término "Binge-watching" es básicamente la famosa maratón de series o películas o lo que fuere, cuando se las despacha una tras otra y hasta, en algunas ocasiones, acelerando el proceso y agotando todo recurso cerebral con el único fin de terminarlas.

No entiendo bien por qué uno querría quitarse la posibilidad de ver historias y pretenda llegar tan rápido al final, la impaciencia es un termómetro muy particular, es un indicio de que algo pasa, no necesariamente malo ni tampoco bueno pero lo veo como un síntoma.

Y es interesante, esta forma caprichosa de consumir contenidos se translada a todo lo demás, sea escrito (TL;RL), sea una canción (no me aguanto hasta que llegue la parte que me gusta), una conversación (dale, yaaaa, termináGuiño, un relato (larguísimo, muy laaargo), hasta la espera al tren o el colectivo se nos está volviendo tan odiosa y sentimos que el tiempo vuela... pero no para poder ser más productivos o creativos, porque tenemos alguna responsabilidad o apuro real sino para eso mismo, para llegar al final de las cosas y volver al sentir el vacío del "no tengo nada para hacer".

Es terrible porque apuramos los desenlaces para llegar más rápido a la angustia de no tener qué ver, leer o hacer y en el medio despreciamos lo más importante de todo: el viaje.

Esto me recuerda a leer "El Señor de los Anillos", tres libracos enormes, descripciones eternas de la flora, la fauna y el tiempo, pero sin darte cuenta vas entrando en los personajes, entendiéndolos, sintiendo empatía por ellos. Imagínense ahora resumir todo el libro en un post en un blog, es como hacerle eso.

Lo interesante, a veces, es el viaje, cómo uno va transitando hasta llegar al destino. ¿Qué gracia tiene llegar inmediatamente al lugar sin haber vivido el viaje? Bueno, me recuerda a cómo mucha gente viaja por el mundo y no me extraña que hoy en día el comportamiento esté en todo lo que hacemos.

Por ejemplo, hay gente que hace tours donde ve seis ciudades en doce días, algo así, un delirio imposible pero los tours (hasta cuando viajábamos, claro) ofrecían esas cosas ridículas donde a ese ritmo no veías una mierda y te sacabas fotos para Instagram solamente, de conocer una mierda. Luego le preguntabas a alguien que hubiera hecho un viaje así qué le había parecido y prácticamente no conocía ninguno de los lugares que había pisado.

¿Estamos viendo cine y series de esa manera? Sí. No nos damos el tiempo a disfutar el viaje, quiero el resultado YA. No quiero capítulos de una hora, dámelos de 20 minutos, lineales, básicos, regurgitados, repetidos, obvios, pero rápidos. El contenido audiovisual en formato videoclip, música, gente linda, acción, ritmo y muerte.

A la larga es un embole por otra razón que pocos parecían tener en cuenta pero poco a poco se nota más: le exigían eso al contenido de hace un tiempo atrás que todavía tenía algo de cerebro y arte por detrás pero ahora el contenido se decide por algoritmos.

Ese Binge-Watching es algo así como la bala de plata para la creatividad porque en los indicadores de "éxito" parecería que aquella serie que se traga sin digerir podría ser más "exitosa" y el ritmo vertiginoso indicaría que hay que hacer más de eso mismo para que, como chanchos en un chiquero, comamos esa mierda una y otra vez.

La consecuencia es que hoy por hoy el contenido de empresas como Netflix es una mierda, algunas ofrecen algo mejor pero son justamente las que no tienen tantos suscriptores y buscan, razonablemente, ofrecer cosas más interesantes para lograr una masa crítica de usuarios pero, me pregunto ¿No le harán lo mismo a su propio contenido? Porque lo de Netflix no es algo pasajero o casual, es la forma en la que se decide la inversión en contenidos hoy en día.

Pero eso haría puré la oferta de contenidos, es sólo la mitad del dilema ¿Y nosotros? ¿Realmente estamos disfrutando lo que vemos y cómo lo vemos? No era raro escuchar la furia de algunos porque Game of Thrones se estrenaba semanalmente o la siguiente temporada un año después. Hasta angustia le provocaba a algunos. Y sin embargo fue una de las mejores formas de verlo: sin poder forzar el siguiente capítulo.

Eso permitió digerirlos, disfrutarlos, verlos nuevamente o sencillamente poder usar todo ese tiempo libre reviviendo las sensaciones. Después los guionistas hicieron todo aquello que nunca hay que hacer, pero esa es otra historia.

Un contraejemplo de este comportamiento son las series británicas, pocos capítulos, mejor producidos, al grano pero con elaboración. Hay un proceso de crecimiento y cambio en los personajes, hay una evolución en la historia y luego termina. Te dan un producto bien armado, cierra por todos lados.

HBO es otra que trata de hacer eso pero con su acento norteamericano, y sin embargo logra estar siempre en el tope de calidad, no fuerza el contenido con la publicación completa (te obliga a ir paso a paso) y hace, usualmente, contenido bueno y con más firma de autor que de algoritmo. Pueden salir algunas basofias pero ese es un riesgo que corren todos, no está apuntando al 6 permanente (a lo Netflix) sino a un 8.

Pero hacer eso implica menor cantidad y el binge-watching necesita de mucho, mucho contenido.

Sólo espero que esta cultura tenga su contra-cultura. Al fin y al cabo cada tendencia social llega a su pico máximo cuando aparece una diametralmente opuesta que la contradice e invita a cambiar radicalmente nuestro comportamiento. Aunque eso también termine agotándonos tarde o temprano.

Otros posts que podrían llegar a gustarte...

Comentarios

  • Pablo    

    Excelente Fabio, no sabia que ya existía un nombre para eso <Binge- watching>. La verdad hace rato renuncie a ver casi todo el "nuevo contenido" es todo lo mismo y responde al TOC de los espectadores para completar la serie o alguna otra agenda; en conclusión me compre un ebook y estoy leyendo de todo gratis sin depender del capricho desesperado de producción de Netflix/hulu/amazon/disney/noticiero local. (mejor inversión del 2020). Específicamente en lo audiovisual, denota el cansancio del espectador al lenguaje actual (super digerido, occidental y clásico); infortunadamente el cine/tv local aun no logra poder transmitir su idiosincrasia de forma eficaz la cual si estuviera bien desarrollada no tengo dudas de que tendría mucha mas llegada que cualquier producto foráneo. Como bien expresas al final seguramente surja la una nouvelle vague que nos salve.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Danbat    

    Ahora puedo decir que soy anti "binge-watcher". No entiendo, nunca lo entendí, esa obsesión por liquidar una serie lo antes posible. El argumento clásico "porque te lo dejan picando" al final de cada episodio me parece exagerado aunque tal vez sea porque básicamente soy un ser apático desprovisto de toda pasión.

    Y tal vez sea por eso que no veo series y apenas estoy viendo películas salvo algunas esporádicas y muy recomendadas. Me gustan las series inglesas y en especial esas que se toman quince minutos para establecer el contexto y recién ahí arrancan. Si bien me gustó "Greyhound" por ir directo al grano, me sorprendió que durara apenas hora y media incluyendo los títulos. No pretendo background de cada marinero, pero siempre se puede encontrar lugar para ampliar las historias sin hacerlas tediosas.

    Los ansiosos están de parabienes con la tendencia actual. ¿Pero no será contraproducente? Al alimentarles la adicción por ahí están haciendo más daño que otra cosa.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Cattel    

    Anti binge watching es tener hijos, las maratones de antaño se reducen a 3 o 4 capítulos como récord total.

    Solamente me pongo mas bingewatchero cuando se trata de ponerme al día, por ejemplo salteando capítulos de The blacklist de las primeras temporadas para ver más tranquilo las últimas.

    Me sigue intrigando como Netflix apunta al 6 y le sale tan bien, no se equivocan casi nunca! Porque no es que no le ponen guita encima, la producción se la banca bien, no le ponen $$ a los guionistas, no se, parece a propósito para satisfacer determinado público (como mis hermanas copadas con Vis a Vis...).

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
    • Danbat    

      Hasta que crecen los suficiente para que sean ellos los "binge-watcheros" y te lleven por delante.

      Hay un componente muy fuerte y que no mencioné y es la falta de atención. Las adolescentes en casa miran series y películas con un ojo en el celular. Imposible que atiendan a los detalles. Con frecuencia tienen que parar para volver unos segundos cuando se dan cuenta que se perdieron algo. Y se han acostumbrado a eso también, con lo que te cortan cualquier atmósfera que esté llevando adelante la historia.

      ¿Por qué Netflix apunta a un 6? Porque es lo que el público puede administrar. Más que eso es demasiado complejo-largo-aburrido. Y es por eso que le temo mucho a las adaptaciones de "Dune" y "Fundación".

      • Responder
      • Citar
      • Comentado:
  • Ricardo    

    Tampoco entiendo la idea de liquidar una serie por el solo hecho de liquidarla. En reddit siempre se ve a la gente preguntando que episodios de x serie no son importantes como para saltarselos, o sea, miralos y listo hermano, disfrutá la serie.
    Después estoy yo, que cuando veo que estoy llegando al final de una buena serie voy intentando no mirarla tan rápido como para que no se me termine :D

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
    • ja, hago lo mismo, de ir despacito hacia el final porque se que se me acaba y después no hay una verga para ver :P

      • Responder
      • Citar
      • Comentado:
  • Ernesto    

    Me lei todo el articulo con el Squirt

    https://medium.com/@nateliason/use-squirt-to-speed-read-anything-on-your-computer-cb5aee8b75e3

    Guiño

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
    • Podés usar el modo lectura en Firefox que ya viene incorporado

      • Responder
      • Citar
      • Comentado:
      • Ernesto    

        Si, pero este me obliga a leer mas rapido.

        • Citar
        • Comentado:
  • Gasker    

    Comencé a leer el artículo y automáticamente quería que termine, esperaba llegar al final del mismo, y me di cuenta que caí en la misma.

    Recuerdo cuando no había plataformas y había que esperar semana tras semana para ver un capítulo nuevo.

    Recuerdo una de las mejores miniseries que vi y disfrute al máximo, Taken. Estaba planteada de otra forma, y había que esperar una semana analizando el último capítulo sacando conjeturas. Que buenas épocas.

    Creo que lo mismo pasó con la serie Lost. Había fotos de fanáticos buscando hasta el más mínimo detalle para analizar una pista imperceptible.

    Hoy con Netflix y Twitter es imposible, los tiempos cambiaron.

    Me considero anti Binge-Watching.
    Prefiero la vieja escuela, con Breaking Nada me pasó, meses y meses para tener una noticia de lo que venía. Hoy sigue sus pasos Better Call Saul.
    Ese ritmo es el que hay que llevar, es como fue concebida la idea, hay que disfrutarla así...

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Muy bueno Fabio

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Daniel    

    Lo de los tours frenéticos me hizo acordar a una vieja película de 1969 "If It´s Tuesday, This Must Be Belgium" ( Si es martes debe ser Bélgica) donde muestra en tono de comedia esta situación.
    Un grupo de turistas recorre siete países europeos, a un ritmo frenético, pues el viaje sólo dura 18 días. La rapidez provoca que pierdan la noción del país en el que están. (FILMAFFINITY).
    La vi hace muchiiisimos años en el cine, no la pude hallar en internet para verla de nuevo porque vale la pena.
    Saludos

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Daniel    

    Y que decir de las interminables secuelas/precuelas para estirar hasta el infinito una película. El cine actual está lleno de esos desastres donde los guionistas ya no saben mas que hacer y las historias se vuelven absurdas y disparatadas (en el peor sentido). Hace poco leí una frase que resume un poco esto: "La películas de superhéroes son la comida chatarra del cine".
    Saludos

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • juan k    

    Totalmente de acuerdo. Tengo un amigo que no puede entender que prefiero ver series al ritmo que se me cante, sin importar si otros ya la vieron, me dice "pero te la van a spoilear", contesto-"me spoileás algo y te bloqueo en donde lo hagas", -Pero no podes evitar los spoils, estan en todos lados!!! es como que los ansiosos hasta quieren arrastrar al resto a su locura.
    Creo que la contra-cultura en este aspecto es muy personal y de nicho, hay que ver si se llega a algo similar al slow food.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:

Deje su comentario:

Tranquilo, su email nunca será revelado.
La gente de bien tiene URL, no se olvide del http/https
Para evitar bots, si se tardó mucho en leer la nota seguramente no sirva y tenga que intentar dos veces

Negrita Cursiva Imagen Enlace


comentarios ofensivos o que no hagan al enriquecimiento del post serán borrados/editados por el administrador