El pingüinazo: la Argentina debate un éxodo a software libre

El Gobierno discute migrar sus programas informáticos; un proyecto de ley impulsa un desplazamiento integral del Estado a sistemas abiertos; las empresas con licencias comerciales se sienten discriminadas; los grupos de usuarios advierten que el cambio no debe ser impuesto.

El pingüinazo: la Argentina debate un éxodo a software libre

El Gobierno discute migrar sus programas informáticos; un proyecto de ley impulsa un desplazamiento integral del Estado a sistemas abiertos; las empresas con licencias comerciales se sienten discriminadas; los grupos de usuarios advierten que el cambio no debe ser impuesto.
Impulsado por la crisis económica y la necesidad de ahorro, el Estado argentino planea migrar sus programas informáticos hacia soluciones del tipo Linux .
También países como Alemania , Brasil , China, Corea del Sur y Japón intentan reducir costos y ajustar sus sistemas informáticos optando por software libre. Incluso, comunidades más pequeñas eligen soluciones de código abierto, por ejemplo el proyecto Linex , en España.
Existen básicamente dos posturas en cuanto a qué sistemas informáticos escoger. La más adoptada, es la del software licenciado en soluciones empaquetadas. Estas son muy difundidas y forman parte de la cultura de la mayoría de los usuarios. El problema es que los sistemas de este tipo pagan licencias de uso y, además, al ser estándar no pueden ser modificados.
La otra opción es la que ofrece el software libre. Esta vereda se encuentra en constante construcción desde 1991 con Linux y sus diversas aplicaciones. Las soluciones basadas en software libre son menos difundidas y más complejas, por lo que requieren capacitación. Sin embargo, las posibilidades de ajuste del software a las necesidades de cada usuario son elevadas. Además, estas herramientas informáticas no pagan licencia y su distribución gratuita.

Software libre para el sector público nacional

En la Cámara de Diputados de la Nación existe un proyecto de ley que busca regular el "régimen de políticas de software para el sector público nacional". El plan se basa en las iniciativas los diputados Pablo Fontdevila y Marcelo Dragan. La intención de la ley, que será tratada a fin de año en el Parlamento, es exigir que el estado adopte soluciones de software libre.

"Cuando las licencias de software actualmente contratadas vayan caducando, el Estado deberá optar por soluciones de código fuente abierto", explicó el diputado Dragan. El software bajo licencia comercial sólo está contemplado en casos extraordinarios. Además, el proyecto hace hincapié en la transparencia en la custodia de datos, la viabilidad de copiar los programas, la posibilidad de verificar el funcionamiento de los sistemas adquiridos y la necesidad de registrar software actualmente contratado.
El diputado aseguró que de este modo se fomentará la industria nacional informática, bajo reglas de libre competencia. "El software libre significaría una solución para la crisis económica, se optimizarían los actuales recursos del Estado y, finalmente, se iniciaría un cambio cultural profundo", detalló.

Los usuarios argentinos de Linux

Para las asociaciones de usuarios de Linux, que el Estado opte por el software libre contribuye a la transparencia y al ahorro en licencias. "Se trata de una opción lógica", afirmó Daniel Coletti, administrador de LUGar, grupo de usuarios de Linux de la Argentina . "El estado debe garantizar la transparencia y adaptabilidad de sus sistemas informáticos, y esto se logra sólo con software libre" comentó.
Pero Coletti no es tan optimista: "No creo que mediante leyes impuestas se logren los cambios que se necesitan" advirtió. "Migrar todo el estado es imposible, se trata de un gigante con un sinnúmero de computadoras" aseguró. Según Coletti, "se deben demostrar las soluciones que aporta Linux".

La postura de las empresas con licencias comerciales

En una carta enviada al Congreso Nacional, las distintas cámaras argentinas de la industria de tecnología afirmaron que se deben "evitar legislaciones discriminatorias o limitativas, como los proyectos, que bajo una falsa promesa de ahorro de costos, obligan al sector público a emplear exclusivamente software de código libre en sus redes informáticas".

El comunicado, firmado entre otros por la Cámara de Empresas de Software y Servicios Informáticos ( CESSI ), puntualizó que "en la actualidad, sin necesidad de ninguna legislación específica, y como cualquier otro usuario que ejercite su libertad económica y tecnológica apropiadamente, el sector público está en perfectas condiciones de optar por sistemas de código fuente abierto en cuantas ocasiones lo considere conveniente".

La postura de Microsoft no se diferencia del pliego enviado al Parlamento. La compañía de Bill Gates "apoya la propuesta que la industria del software está impulsando para el sector público en todo el mundo". Asimismo, Microsoft afirma que realiza una inversión "superior a los cuatro mil millones de dólares anuales a nivel mundial para permitir el intercambio de información a través de estándares abiertos".

La postura de las empresas con licencias comerciales

Ámbito del software libre en el Estado ( ASLE ) es un espacio creado por Eduardo Thill, director Nacional de Gestión Informática del Ministerio del Interior, y Pedro Janices, coordinador de Informática de la Secretaría de Medios. Junto con universidades y empresas organizan jornadas de debates sobre las ventajas y desventajas de inclinarse por sistemas de código abierto. "No se trata de una elección entre diferentes propuestas o migraciones compulsivas, impulsamos un cambio cultural", explicó Pedro Janices.

Para ASLE, elegir software libre significaría la posibilidad de ahorrar recursos del estado. No obstante, Thill, que tiene Microsoft Windows instalado en su computadora hogareña, no descartó la utilización de sistemas licenciados. "Si demuestro que esta solución informática es mejor, como administrador, debo elegirla; si eventualmente se necesitan aplicaciones comerciales, no puedo negarlas arbitrariamente", señaló el funcionario.

"Se deben gestionar las herramientas de modo tal que cualquier dependencia estatal, provincial o municipal, por pequeña que sea, obtenga la solución informática que necesite sin abonar costosas licencias y, por supuesto, sin entrar en la ilegalidad de no pagarlas" argumentó Thill.
De

Categoría: GNU/Linux Etiquetas:  
Otros posts que podrían llegar a gustarte...

Comentarios

  • Fabio    

    esta nota que me mandó Emperator también la había mandado (por email) MaxD, coincidencia <br />
    <br />
    Igualmente cabe aclarar la diferencia entre software libre y software gratuito. <br />
    Por ahí por cuestiones idiomáticas se traduce mal "Free Software" usando Free como gratis cuando en realidad es Libre la palabra correcta.<br />
    <br />
    Para dar una idea, Libre es decir, de código abierto, significa que contamos, cuando compramos el programa, con una copia del código fuente para verlo si lo deseamos. Dependiendo de la licencia nos puede permitir hasta utilizarlo (Busquen en google GPL, LGPL y BSD)<br />
    <br />
    Es normal que se piense que el mayor beneficio para un estado es el "ahorro en licencias", cuando en lo que más se debería pensar es que la información que maneja el estado le pertenece a la gente, por ende el uso que se le de a la misma debe ser verificado y la única forma de saber qué cuernos se hace con información privada es conociendo el código fuente del programa que se utilice.<br />
    <br />
    El código abierto provee esta posibilidad, el cerrado no. Por más que paguemos por ese software tendremos la posibilidad de saber qué se hace con dicha información y no que tenga manejos ocultos con código malicioso que no podamos observar.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Nicolás    

    Coincido con las consideraciones anteriores de Fabio, pues lo que en realidad importa de modo creciente es el tema de saber que hacen los programas y sistemas operativos con la información que maneja. Por otro lado, sería no sólo escandaloso sino también oneroso y sospechoso:-), que se encuentre alguna PC en alguna dependencia del estado, algo probable, y que se genere una demanda millonaria de MS, para dar un ejemplo. El comienzo podría ser en los materiales que distribuye el propio estado (educ.ar acaba de lanzar dos cds de distribución gratuita utilizando software de macromedia y dando ejemplos de MS- W), además los servidores que se utilizan para las diversas dependencias deberían ser todos GNU/Linux, libres, etc.
    Luego lo que pasa con los usuarios finales es otro cantar. Un problema difícil de resolver es el de las innumerables PCs que andan dando vueltas por ahi. Acabo de instalar Mandrake linux y sigo con problemas con la interfaz gráfica, si esto pasa con una PC en una oficina con gente que no se de algo de maña, sonamos... Igualmente es dinero mejor invertido capacitar a mucha gente en estas cosas, e incluso mandar soporte técnico que seguir pagando las licencias de MS...

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • kondara    

    Hola

    Donde puedo encontrar ejemplos de gobiernos en la Argentina que usen linux?

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Hola Comunidad.
    Hola Kondara.

    Ejemplos:
    Poder Judicial de la Provincia de Formosa (completamente migrado) Guiño .
    AFIP (migrando) Guiño .
    Presidencia de la Nación: Debian Woody GNU/Linux Guiño
    Poder Judicial de la Provincia de Buenos Aires (migrando) Guiño .
    Municipalidad de La Matanza (publicada en <a href="http://www.solar.org.ar">SoLAr</a> (completamente migrada) Integrò con una ATR el Concejo Deliberante y la Intendencia Guiño
    ANSeS: (migrando).
    Lotería y Casinos de la Provincia de Buenos Aires (completamente migrado) Guiño.
    Div. Antisecuestros de la PFA (Completamente migradad a Ututo XS 2005).


    Esos son los que me acuerdo de memoria. Quizás alguno de los puestos ya hayan completado la migración. Agradezco correcciones y actualizaciones de los datos.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Fabio    

    otro más: Dirección de sistemas de la Secretaría de Salud del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires. Si, el GCBA está pasando todo a Linux actualmente.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • tajamar    

    "Para dar una idea, Libre es decir, de código abierto, significa que contamos, cuando compramos el programa, con una copia del código fuente para verlo si lo deseamos. Dependiendo de la licencia nos puede permitir hasta utilizarlo (Busquen en google GPL, LGPL y BSD"

    Hola a todos, perdón por la cita en forma verdulera antes que nada :D

    Está muy bien, pero yo me inclino más por dar la idea que que el soft libre se contrapone licenciatariamente, y más que nada, antes que el código (lo cual si aboga el Open Source, otra rama pero que no es Software Libre) por las libertades de las personas, que es lo fundamental contra lo que ofrece Windows.
    Por ejemplo si compramos un Windows, copiar un cd ya es ilegal, instalarlo en otra pc también, prestárselo a un amigo para que lo instale en su pc también lo es, venderlo de la misma forma, y así podría seguir.
    Lo del código para modificarlo y hacer lo que uno desee como mejora, comobien citó fabio es muy importante, pero creo que también es bueno mencionar la libertad que ello implica aunque hoy por hoy no se note.
    ¡Saludos!

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • julio    

    Un tema para sacarle jugo.Siempre lo gratuito es mejor desde el punto de vista económico pero hay algunas opciones de sofware que son pagas que no deben ser descontadas.Entonces que los capaciten y que elllos mismos decidan.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:

Deje su comentario:

Tranquilo, su email nunca será revelado.
La gente de bien tiene URL, no se olvide del http/https
Para evitar bots, si se tardó mucho en leer la nota seguramente no sirva y tenga que intentar dos veces

Negrita Cursiva Imagen Enlace


comentarios ofensivos o que no hagan al enriquecimiento del post serán borrados/editados por el administrador