Guerras olvidadas: la Guerra de Ogaden

Una de esas guerras olvidadas es la de Ogadén, una región en África oriental que pertenece políticamente a Etiopía pero que étnicamente estaba poblada por personas de origen somalí.

Es una de esas guerras que ni siquiera se nombran por diversas razones, no sólo por ser una guerra africana, sino por ser una guerra proxy durante plena Guerra Fría entre el bloque soviético y los EEUU que... bueno, los EEUU mucho no se metieron pero igual sacaron tajada :P

Claro, las guerras proxy no son una derrota directa sino que el que pierde es el local que puso el cuerpo. En esta guerra en particular participó un país americano de forma directa: Cuba.

Contexto

Para entender esta guerra hay que mirar un poco al pasado y a la partición que se hizo en el África post colonial.

Al finalizar la Segunda Guerra Mundial los británicos se habían quedado con la Somaliland Italiana y la Somaliland británica, en 1950 los italianos pasaron a tener la supervisión pero con el ojo de la ONU encima y una condición: que en diez años Somalia consiguiera su independencia.

Pero antes de esto, en 1948, los británicos habían decidido unilateralmente darle dos regiones, históricamente somalíes, Haud y Ogaden, con la idea de que mantuvieran cierta autonomía cosa que Etiopía obviamente no aceptó luego (Siempre los británicos creando problemas futuros, es por esto que considero que siempre fue intencional, para tener una esfera de influencia política).

En 1956 los británicos hasta llegaron a ofrecer comprar la región para dársela a los somalíes pero Etiopía no quería saber nada con ello. Djjibuti tuvo un referendum en 1958 para sumarse a Somalia o mantenerse en Francia y esta última opción ganó, el país lograba su independencia en 1960.

Uniendo el Somaliland británico con el italiano se fundó la República de Somalia pero ahora quedaban partes por fuera, Djibuti (bajo control francés, se independizaría en 1977) y Ogaden, bajo control etíope. La idea de un estado que uniera a toda la gente étnicamente somalí quedaba trunca por el mal manejo de, cuando no, las potencias coloniales.

En 1969 los militares tomaban el poder en Somalia luego de asesinar al presidente Abdirashid Ali Shermarke, quien estaba detrás del golpe era el general Mohamed Siad Barre y su movida hacia la izquierda le sirvió el apoyo de la Unión Soviética y Egipto quienes le enviaron armas y dinero.

Años de gobierno militar y militarización en Somalia llevaron a crear un plan para la "Gran Somalia" recuperando esos territorios perdidos décadas atrás. En 1977 la cúpula militar creó un plan de invasión.

Pero lo que no estaban teniendo en cuenta era que Etiopía ya no era el imperio de Haile Selassie, el emperador había sido destituido en un golpe de estado en 1974, ahora el "Derg" gobernaba con puño de hierro e ideas marxistas leninistas.

Los soviéticos estaban convencidos de que la verdadera revolución comunista se estaba dando en Etiopía así que habían empezado a apoyarla aun cuando en Ogadén los separatistas somalíes querían unirse al otro aliado, Somalia.

En febrero de 1977 Mengistu Haile Mariam era nombrado presidente y para abril cerraban cualquier contacto con los EEUU, para junio Mengistu acusaba a Somalia de infiltrar tropas entre los separatistas y la situación comenzó a ponerse tensa.

Cabe destacar que cualquier cosa era útil para Mengistu ya que la situación política era horrible en Etiopía.

La invasión somalí

Fue para esta época que los somalíes invadieron, entre Julio y Agosto de 1977 las tropas de Barre, con unos 70.000 hombres, 40 aviones de combate, 250 tanques, 350 APC y 600 piezas de artillería entraron por el norte y el sur de la saliente que era Ogaden.

Para fin de Julio se habían apoderado del 60% del territorio, pero los etíopes se defendieron con crudeza y empezaron a tener buena performance de combate en el aire con sus F-5 contra los numéricamente superiores Mig-21 de Somalía.

El general soviético Vasily Petrov asistía a los etíopes como observador e informó a Moscú el desastroso estado del ejército de ese país, las 3ra y 4ta divisiones del ejército habían dejado de existir luego de la invasión.

Para la URSS todo esto era un problema, dos regímenes aliados en plena guerra no era muy conveniente y, para colmo, no todos los países del bloque socialista estaba muy de acuerdo con quién apoyar cada uno, pero la URSS decidió cortar relación con Somalia.

Cuba ofreció tropas, Yemen y Corea del Norte también asistencia militar, Alemania Oriental entrenamiento, pero China apoyó a Somalia y Rumania se hizo la boluda manteniendo relaciones con Somalía como si nada sucediese.

Guerra y bandos cambiados

Los somalíes seguían con éxitos militares y se adentraron en terreno etíope sitiando Dire Dawa, por esta ciudad pasa la línea principal de tren del país que conecta norte con sur, era un riesgo altísimo perder la posición.

Aquí es donde el avance se detuvo y donde Etiopía pudo empezar a contener la, hasta entonces, efectiva ofensiva somalí.

Para septiembre apenas controlaban el 10% de Ogaden, habían perdido casi todo, pero aceleradamente organizaron un lamentable pero gigante ejército de más de 100.000 tropas, la mayoría conscriptos, pero con nuevo armamento soviético que llegaba todos los días.

Cuba envió 16.000 tropas que participaron en la batalla de Harar junto a 40.000 etíopes logrando una contundente victoria allí.

Para ese entonces los somalíes habían tomado casi todo el territorio deseado pero también habían perdido alrededor de 5.000 tropas, 200 tanques, y 30 aviones sin la posibilidad de reemplazarlas.

Tan adentrados en terreno capturado tampoco las líneas de suministros alcanzaban a llegar al frente lo que le dio la oportunidad a los etíopes y cubanos de contraatacar.

Los cubanos estaban mucho mejor preparados no sólo en entrenamiento sino en táctica y estrategia, por lo que realizaron un movimiento de pinzas sobre el ejército somalí dejándoles una pequeña vía de escape: como Sun Tzu había enseñado en el Arte de la Guerra ya que así el atacado sólo piensa en su escape y no en mantener una posición firme.

La defensa somalí fue apaleada y para el 9 de Marzo de 1978 Barre ordenó la retirada y vuelta a la frontera anterior. La derrota era inevitable y, si bien los EEUU habían comenzado a apoyarlos, no tenían cómo sostener una guerra de desgaste. Para el 15 de Marzo la última tropa somalí había salido de territorio etíope.

Resultado

Como es de imaginar la población civil de la región fue la que más sufrió las consecuencias. Los etíopes y los cubanos asesinaron y violaron cuanto pudieron. En 1979 las tropas cubanas lanzaron ataques sobre los rebeldes que todavía quedaban. Murieron alrededor de 25.000 civiles.

De hecho, la etapa de insurgencia comenzó en estos años ya que los rebeldes debieron pasar a modo guerrilla ya que sus números se habían reducido notablemente luego de la guerra. Lo mejor de sus tropas había dejado de existir.

Para el régimen de Barre todo fue en picada, ya no tenía ejército alguno con el cual sostener su dictadura, así que su opción fue aliarse con los EEUU y permitirles asentar bases militares allí, con eso logró mantenerse en el poder hasta 1991 donde empezó la guerra civil en Somalia que prácticamente nunca terminó.

Al día de hoy Somalia es un no-país, un país totalmente fallido que difícilmente se pueda llamar de esa forma. Es un rejunte en lo que sobró de Somalia de pequeñas facciones que más o menos tratan de tener una vida coherente, pero están más cerca del futuro distópico de Mad Max que de una nación relativamente normal.

Actualmente la mitad norte se considera un estado independiente, Somaliland, y opera como tal por más que la comunidad internacional no lo reconoce como tal.

Fuentes: 1, 2, 3, 4, 5, 6

Si te gustó esta nota podés...
Invitame un café en cafecito.app


Otros posts que podrían llegar a gustarte...

Comentarios

  • Cattel    

    Transmite mucha paz la última foto.

    Impecable recordatorio de una guerra olvidada.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Limadito    

    ¿La combatiente empuña un StG44? No hay dos fusiles iguales en esa foto.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
    • ajap, es una foto genial, hay garand, la stg44, hay de todo ahí, así no se ganan guerras :D

      • Responder
      • Citar
      • Comentado:
  • Limadito    

    Fabio Baccaglioni dijo:

    ajap, es una foto genial, hay garand, la stg44, hay de todo ahí, así no se ganan guerras :D

    La realidad de una guerra ya debe ser lo suficientemente complicada como para sumarle esa pesadilla logística. Pero así debe ser en cada conflicto en el que descargan surplus y/o con combatientes irregulares.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
    • en Siria, hace poquitos años eh!, se usaron también Stg-44, recuerdo ver una montaña de esas descartadas y me daba un no-se-qué, tirando piezas de museo!

      • Responder
      • Citar
      • Comentado:
  • Gerez    

    Cuba intervino en muchas guerras, algunas activas como esa y Angola y otras entrenando y proporcionando armamento a todas las guerrillas sudamericanas.
    Fueron amplios responsables de impulsar el desastre que significo la guerra fría en todo el continente.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:

Deje su comentario:

Tranquilo, su email nunca será revelado.
La gente de bien tiene URL, no se olvide del http/https
Para evitar bots, si se tardó mucho en leer la nota seguramente no sirva y tenga que intentar dos veces

Negrita Cursiva Imagen Enlace


comentarios ofensivos o que no hagan al enriquecimiento del post serán borrados/editados por el administrador