De eso no se habla



Un embarazo buscado, un embarazo perdido. Expectativas y felicidades programadas que de repente no sabemos donde poner. Un tema que necesitamos hablar, pero del que menos se charla en sociedad.

Una sensación de ser una supernova, una estrella radiante que un día explota para dejar solo un agujero negro en donde toda luz se pierde.

Un dolor que parece ser físico, pero que no hay medicamento para sacarlo. Una experiencia que se vive de luto, pero que no tiene un proceso social que la acompañe como tal. Un extraño sentimiento de “haberle fallado” a la naturaleza, que nos puso todos los ingredientes para llevar esa tarea a cabo de manera perfecta. Un incomodo papel en la pareja, siendo el recipiente responsable de cuidar y llevar a termino la tarea, pero sin responsabilidad consciente por no haberlo logrado.

Y sin embargo, si uno se atreve a salir de su aislamiento de dolor y cuestionamiento, es una realidad tan frecuente como la de los felices 9 meses.

Entonces, porque el aborto espontáneo o involuntario no es algo abordado socialmente? Entre amigos, familia… porque no es tema de charla y desahogo? Porque parece ser que las mujeres no quieren compartir sus historias que tanto ayudarían a otras antes de tener que enfrentarlas en carne propia?



No es una perdida invisible, no es necesario un funeral y un entierro, no es algo “que nos pasa”… es una experiencia que nos atraviesa y para la que necesitamos tanto apoyo moral como con tantas otras desgracias. Esas otras que SI compartimos: duelos, enfermedades graves, tragedias y accidentes de otra índole.

Dicen que el 20% de todos los embarazos termina en aborto natural, y muchísimos de esos casos son vividos por las mujeres como algo “que debo haber hecho” para que suceda. Si todas las que hemos pasado algún aborto aprendimos en algún momento que no es así… porque no podemos tener la oportunidad de compartir nuestra experiencia, para que otras no sientan lo mismo?

Siendo que la muerte y la enfermedad ocupan siempre lugar en los medios, en las conversaciones sociales, y en la vida diaria, esta parece ser la única ocasión en la que se evita desarrollar el tema y se trata de rodear la situación sin tocarla directamente. Y como con otras crisis, se sabe médicamente que lo que no se elabora, no se supera.

Darle lugar a una mujer que a perdido un embarazo a sentirse desolada, a hablar o llorar por eso, a mantener la tristeza mas allá de lo que uno crea que es un tiempo lógico, es permitirle entender que lo que pasa no la hace menos de lo que era antes para el resto. Y si somos de su grupo de pertenencia, darle la oportunidad de contar con alguien que solo pueda escucharla es más que un apoyo, es muchas veces la única forma de pasar a la etapa siguiente. “Los buenos amigos escuchan, aun cuando no entienden”, leí en algún lado…



Pero ojo: el mentado consejo de “bueno, superalo de una vez” es típicamente toda la extensión del apoyo que obtenemos por parte de la sociedad, si es que tenemos suerte de al menos conseguir eso (verán, muchos nos tratan como si nada hubiera pasado, como si tocarnos o mirarnos fijamente desatara algo incontrolable). Pero en nuestra sociedad los sueños y aspiraciones sobre “los hijos por nacer” no cuentan. La lógica parece ser que si no le cambiaste los pañales tu pérdida, como tu hijo, son imaginarios.

En Inglaterra han creado una ONG específicamente para ayudar a las mujeres, parejas, y familias a superar estas pérdidas. Sayinggoodbye.org brinda ceremonias (para religiosos y laicos) donde le da a los involucrados la posibilidad de un “cierre” a su vivencia y luego apoyo profesional para superar la situación y seguir siendo lo que eran o lo que planeaban ser como individuos y/o familia. Adicionalmente también tienen programas que ayudan a parejas que lograron un embarazo luego de una pérdida (y atraviesan un bastante normal sentimiento de culpa por el éxito), a quienes atraviesan tratamientos de fertilidad (en todas sus instancias y complejidades), y a quienes han elegido la adopción (si bien atraviesan el dolor de la renuncia biológica, o no quieren que el recuerdo de la pérdida empañe la felicidad de una opción distinta).



Como este ejemplo, se pueden encontrar varias otras asociaciones en Europa y Estados Unidos con servicios similares de apoyo sicológico, e incluso algunas iglesias o comunidades religiosas tienen grupos donde los padres pueden compartir sus experiencias y ayudarse mutuamente a superarlas. No nos haría mal, como tantas otras cosas, copiar al primer mundo en este detalle.

El dolor no desaparece, solo cambia con el tiempo. Sanar no es simplemente dejar pasar el tiempo, sino que hay trabajo por hacer. Lo primero es aceptar la realidad de esa pérdida, después dejarse sentir y trabajar el dolor del luto, y por último ajustarse al nuevo estado reinvirtiendo en uno mismo para aprender a vivir nuevamente. Más allá de los nuevos planes, y de la certeza de que la felicidad siempre vuelve, en una u otra forma.

    Nota adicional:
Tiempo despues a la redacción y publicación de este post, me crucé con un articulo que me pareció interesante, porque muestra que incluso en otras sociedades tambien es cierto que hay un gran silencio alrededor del aborto espontáneo, y que muchas mujeres encuentran que hay otras como ellas recién cuando pasan por ese mal trago. Les dejo el articulo acá, pero advierto que está en inglés.

Otros posts que podrían llegar a gustarte...

Comentarios

  • Zizka    

    No creo que sea un tema que no se hable socialmente. De hecho la concepción social va cambiando. Una o dos generaciones atrás habían casos hasta monstruosos y que.. no se le daba la relevancia de ahora. En mi familia por ejemplo mi mamá perdió 7 embarazos, y lo cuenta como si fuera una anécdota, y en mi familia política una abuela tuvo que ir y parir a su hijo ya muerto, lo hizo sabiendo que hacía mas de dos semanas que había fallecido.

    Pero claro, 100 años atras muchos de los niños que nacían vivos no llegaban a los 2 años de vida, en ese contexto es normal que un embarazo de un par de meses perdido ni se registraba. ¿Quien podía molestarse por eso cuando un hijo nacido, con nombre se moría por una infección al año y medio?. Aun asi las mujeres tenian muchos mas embarazos que ahora, muchos mas nacimientos, y muchas mas muertes prematuras.

    Hoy en dia, afortunadamente cambió todo para mejor. Y como el número y calidad de embarazos esta mucho mas controlado, afecta mas.
    A lo que voy es que precisamente como es un tema social, es que cambia su tratamiento. Tal vez estemos en transición, pero estamos en ese camino.

    En mi caso personal, mi mujer perdió tres embarazos. Quedaba embarazada con mucha facilidad pero los perdía. Justo una vez en que por cuestiones laborales no era conveniente tener hijos, un embarazo quedó. Quedó con el 80% de probabilidades de no supervivencia. De hecho una ecografia de 5 semanas mostró que el saco gestacional estaba vacío y fuimos a la clinica a hacer el raspaje correspondiente. Cuando hicieron la ecografía de rutina previa a la intervención encontraron latidos: el chiste interno quedó en que mi niña casi termina en el río de la plata.

    Asi que lo que pasó fue que sin desearlo nos disociamos. Nos referiamos a ella como "innominada" o "el ente" o incluso como "esa cosa". Cuando nació fue gracioso porque no teníamos nombre, y siguió sin nombre hasta el mes y medio.

    Creo que el tema pasa por tener claro que mientras es un embarazo es un proyecto, ni mas ni menos. Ilusionarse de mas es al pedo y peligroso. Ilusionarse de menos, conlleva a un embarazo descuidado.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • elcarpo    

    No me parece que sea un tema que no se hable. Tal vez no encontraste con quién hablarlo, que no es lo mismo.

    En Argentina, Sumate a Dar Vida tiene un Grupo en Facebook y las anécdotas de este tipo son moneda frecuente. https://www.facebook.com/groups/sumateadarvida/

    Por otro lado, la ONG inglesa que citás se parece mucho a la Fundación Era en Abril. https://www.facebook.com/FundEraenAbril?fref=ts

    Saludos.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Thelma    

    Diría que es tan hablado como otras tantas cosas tristes que son difíciles de abordar.
    En mi caso tengo familiares y amigas que pasaron por esa situación y con las que he hablado por horas y en detalle, y el tema vuelve cada tanto.
    Pero siempre lo dejo del lado del otro. Yo pregunto, respetuosa y tímidamente, y dependiendo de la respuesta el tema sigue o no.
    Conocí varias personas que pidieron que no se hablara del tema y lo respeté. A lo mejor no era exactamente lo que querían, pero preferí respetar el pedido a ponerme pesada "por las dudas".
    Incluso un amigo cambió su avatar y la foto de portada de Facebook por una imagen en negro y pidió que nadie se comunicara con ellos "ni siquiera respondan a este estado ni pongan like". Y nadie lo hizo.
    Otra amiga pidió que nadie la llamara ni la mandara mails ni nada.
    Yo esperé, di espacio.
    No siento que sea un tema tabú, pero si los padres piden tiempo y silencio, yo se los doy. Sino, lo manejo como cualquier otra muerte.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Zizka, creo que Marina se refiere al boca en boca femenino, si, se habla más el tema aborto, pero sigue siendo tabú en los detalles.

    Cuanto más tabú y más receloso es el tema, con más ignorancia se lo trata. El bajón depresivo de muchas madres primerizas que pierden su embarazo es terrible, no saben que sus madres y abuelas habitualmente perdían hijos, siempre fue algo natural ¡Lo es! Es el mejor mecanismo evolutivo, cortar automáticamente un embarazo que no funcionará y así se evita sembrar el planeta con miembros incompletos o disfuncionales. Suena cruel pero la naturaleza no es moralista, es un mecanismo y no se preocupa demasiado por los sentimientos.

    El tema es que si se lo esconde y no se lo comunica hay reacciones adversas, hasta recuerdo casos de tipos rechazando a su mujer (con consecuente divorcio y viceversa también) por algo tan normal como un aborto espontáneo. Nuestra educación nos ha mentenido durante generaciones por fuera de todo ese conocimiento.

    Básicamente, cuando yo era chico (tengo 36) ningún flaco entendía qué era la menstruación, hoy en las publicidades ya me entero de cada dolorcito y estado de ánimo cambiante que tienen :D

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Maktub    

    "Esas otras que SI compartimos: duelos, enfermedades graves, tragedias y accidentes de otra índole."

    Mi opinión está relacionada sólo en lo que tiene que ver con el ambiente de trabajo/amistades relacionadas con este.

    En muchas organizaciones está mal visto que la mujer se embarace, tenga hijos, como si no fuera algo súper natural, como si el hombre tuviera la opción de cargar con el embarazo en su vientre y una -sólo porque es jodida- eligiera embarazarse para aunsentarse del trabajo.

    Por lo que creo que el tema -justo este- es tabú porque no es una enfermedad, para la empresa que nos contrata es algo que una elige.

    Cuántos casos hay en los que una mujer es despedida justo antes de que llegara a enviar el telegrama de los tres meses?
    Hay gente basura en todos lados, y lamentablemente hay jefes que cuando una les dice que está esperando un bebé, ponen cara de que se les murió un familiar cercano (como si el hijo que una espera fuera de él y estuviera casado).

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • marina    

    Fabio Baccaglioni dijo:

    Zizka, creo que Marina se refiere al boca en boca femenino, si, se habla más el tema aborto, pero sigue siendo tabú en los detalles.

    exacto. el aborto espontaneo ES un tema hablado o nombrado, pero ninguna de sus circunstancias/dolores/sensaciones/secuelas tiene un lugar como lo tiene "el dolor de la viuda" o "claro, tiene el padre muy enfermo"...
    no hay registro de lo que una mujer "tiene derecho" o "es normal" que le pase... y menos el hombre que es su marido y padre de la criatura!

    Zizka dijo:

    Creo que el tema pasa por tener claro que mientras es un embarazo es un proyecto, ni mas ni menos. Ilusionarse de mas es al pedo y peligroso. Ilusionarse de menos, conlleva a un embarazo descuidado.

    y cuanto es ilusionarse de mas? y cuanto de menos?
    yo perdi 4 embarazos, todos logrados con tecnicas de fertilidad en estadios y complejidades diferentes. nunca supe con cual tendria que haberme esperanzado (?), y te juro que soy una mujer super racional y a esta altura bastante conocedora de las variables geneticas del asunto.

    Elcarpo, hace cuanto tiempo conoces ambas fundaciones? cuanta gente que no esté en el ambiente de la fertilidad o la adopcion crees que sabe de ellas? ; y tambien a Thelma por su anecdota le respondo lo mismo:
    porque se habla, pero no se trata. porque se nombra, pero no se vive.
    y porque en algunos casos no pasa ni una cosa ni la otra. quizas, como dice Maktub, porque tambien la formalidad del mundo laboral no le es favorable.

    cuantas de esas mujeres/parejas que perdieron sus embarazos, tan temprano o tarde como sea, pueden seguir hablando del episodio (mas alla de su entorno cercano) sin que alguno de ustedes los perciba como "obsesionados" o algo por el estilo? y a la vez, recuerden si sienten lo mismo por aquel que perdio un familiar, tiena alguien enfermo terminal, o incluso hasta se le murio su mascota!

    no estoy buscando refutarles sus opiniones, mi posteo es para preguntarnos todas estas cosas que se nos ocurren cuando hablamos de aborto involuntario, y que precisamente podamos hacerlo para que otros puedan hablarlo en voz alta (yo tambien estuve del lado de los "no me llamen ni pregunten"...)

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • latorro    

    Cuánto sentimiento en este post, comparado con el último tuyo que leí acá, Marina.

    Estoy llorando desde el tercer párrafo. Es que sufrí en sangre propia dos abortos espontáneos. El primero ocurrió antes de saber que estaba embarazada. Fui al médico por dolores menstruales fuertes y ahí me enteré que estaba perdiendo un bebé. En el segundo me tuvieron que intervenir por lo que fue más traumático.

    Tuve que apechugarla sola encima. Porque el papá de esos bebés no me acompañó. Y en las discusiones que teníamos, además de NO contenerme, me decía "vos no sabés lo que estoy sintiendo". Y no. No lo sabía porque no me lo decía. Y yo sólo sentía lo que sentía. Y tuve que reponerme rápido física y mentalmente porque tenía hijos que me necesitaban. Entonces no transité el duelo como debía. Y por eso ahora no puedo parar de llorar.


    Fabio Baccaglioni dijo:

    Es el mejor mecanismo evolutivo, cortar automáticamente un embarazo que no funcionará y así se evita sembrar el planeta con miembros incompletos o disfuncionales. Suena cruel pero la naturaleza no es moralista, es un mecanismo y no se preocupa demasiado por los sentimientos.


    Eso me sirvió de consuelo. Es cruel, sí. Pero es cierto.

    Casi todas las mujeres que conozco han perdido bebés. Y una amiga casi se muere en el quirófano cuando le sacaban un embarazo ectópico.

    Creo que hay que hablar del tema aún con las mujeres que aún no son madres. Una mamá primeriza que perdió el embarazo reprochaba que nadie le había dicho que podía pasarle.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Cattel    

    Gracias por compartir, Marina, yo creo que se habla (no se si en el detalle), pero es algo que de a poco se habla más.

    Zizka dijo:


    Asi que lo que pasó fue que sin desearlo nos disociamos. Nos referiamos a ella como "innominada" o "el ente" o incluso como "esa cosa". Cuando nació fue gracioso porque no teníamos nombre, y siguió sin nombre hasta el mes y medio.


    Nuestro obstetra, un groso, parecía un médico de guerra: recién al octavo mes o por ahí empezó a referirse al bebé como tal, al principio es un feto o un embarazo. Creo que no está mal bajarle un cambio a la emoción, por estadística o por cábala, ir de a poco. No es "disociarse" del todo, pero poner las cosas en su lugar (en lo posible).

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • juanjo    

    Ufff, siempre leo y nunca escribo, pero este tema me toca directamente, perdimos 4 embarazos, y somos el fiel caso de que se puede "superar". Cuando teníamos 21 tuvimos a nuestra 1 hija, estábamos de novios y. no fue buscada, nos casamos y tres años después buscamos el hermanito que perdimos después de volver de una vacaciones, fue terrible, un dolor inconmensurable, pero yo tenia que ser el fuerte de la pareja, porque ella estaba destrozada y mi hija preguntaba por su hermanito, después perdimos otro mas. Realmente pense que era insuperable, tanto como persona como también en la pareja. Pero seguimos intentando y nacio mi segunda hija, despues de 9 meses de reposo absoluto y entre el panico , la tristeza y la alegría. Y otra vez a los 3 años empezamos a buscar otro hijo y se repitió la historia, perdimos 2 embarazos más, pero lo logramos y tenemos a nuestra tercer hija, hoy tienen 12, 8 y 3años, y nunca mas pudimos hablar mucho del tema. Nos hace mal. Una vez hablando con la psicóloga me dijo algo que me quedo grabado, a mi esposa hay algo que una semana al mes le recuerda todos esos momentos de dolor. Un abrazo, se puede, no se si se supera o lo guardas lo mas escondido posible y cada tanto te duele como el primer día, pero se puede.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • marina    

    juanjo dijo:

    Una vez hablando con la psicóloga me dijo algo que me quedo grabado, a mi esposa hay algo que una semana al mes le recuerda todos esos momentos de dolor. Un abrazo, se puede, no se si se supera o lo guardas lo mas escondido posible y cada tanto te duele como el primer día, pero se puede.

    eso que te dijo la medica es importantisimo, y te agradezco que lo menciones. y porque se puede es que me gustaria que fuera un tema menos incomodo y mas compartible.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Juanjo    

    marina dijo:


    eso que te dijo la medica es importantisimo, y te agradezco que lo menciones. y porque se puede es que me gustaria que fuera un tema menos incomodo y mas compartible.

    Si hablas de tu pareja, te puedo asegurar que aunque no lo demuestre la esta pasando tan mal como vos.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • marina    

    no, Juanjo, descuento que el padre tambien lo sienta con su propia intensidad.
    padre y madre que buscaron un hijo estan incluidos en mi relato, aunque a veces tambien sea un tema dificil de tratar puertas adentro.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Maktub    

    Cattel dijo:

    Gracias por compartir, Marina, yo creo que se habla (no se si en el detalle), pero es algo que de a poco se habla más.

    Zizka dijo:

    Asi que lo que pasó fue que sin desearlo nos disociamos. Nos referiamos a ella como "innominada" o "el ente" o incluso como "esa cosa". Cuando nació fue gracioso porque no teníamos nombre, y siguió sin nombre hasta el mes y medio.


    Nuestro obstetra, un groso, parecía un médico de guerra: recién al octavo mes o por ahí empezó a referirse al bebé como tal, al principio es un feto o un embarazo. Creo que no está mal bajarle un cambio a la emoción, por estadística o por cábala, ir de a poco. No es "disociarse" del todo, pero poner las cosas en su lugar (en lo posible).


    Hay un límite para todo, y lamentablemente uno en el camino se puede topar con médicos que de humano no tienen nada.
    Yo entiendo que no lo personifiquen, pero a nosotros nos pasó de un médico (creo que era genetista) que con todos sus "estudios y títulos" le dijo a mi mamá:
    "Bueno, ¿qué hacemos señora? porque la COSA crece".

    La ´cosa´ es mi hermanita que ahora cumplió quince años, aclaro que es más viva e inteligente que todos nosotros juntos, pero le hicieron todos los estudios adentro de la panza para abortarla (con autorización de juez) porque era un cuadro complicado y mi mamá tenía 41 años en ese momento.
    Por suerte los exámenes que le hacían a contra reloj iban dando bien, siguieron adelante y nos cambió la vida a todos.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Marina, me parece muy bueno tu post. Después, en los comentarios... cuanta mezcla de cosas, de maneras de vivir, de sentir.

    Si alguno siente que con un embarazo no hay que ilusionarse, ni esperanzarse, ni darle nombre, entidad y soñar porque "puede pasar algo" bueno.... es un forma de vivir la vida. Yo aprendí a juzgar lo menos posible las decisiones personales, al fin y al cabo hacemos lo que podemos con nosotros. De hecho según el relato de Zizka incluso no le dio nombre a "la cosa" luego de un mes y medio de haber nacido! Yo no lo comprendo en absoluto, por eso ni siquiera me imagino poder llegar a un entendimiento en este tema con alguien que piensa de esa manera. Lo digo con respeto, simplemente no lo comprendo.

    Yo decido ilusionarme, sentir y bueno.. el resto no está en mis manos. Coincido con Marina, ¿Cuanto es ilusionarse de mas? y cuanto de menos?

    En mi caso, hace dos años y medio murió mi hija en el 8vo mes de embarazo y lo que vino después tiene mucho que ver con lo que escribió Marina. Es cierto, no se habla del tema. Si socialmente la muerte es un tema tabú, la muerte de un niño (haya o no nacido) es más tabú todavía. Hay entorno que te acompaña con el silencio, otro que prefiere no molestar, esta el que te dice "ya va a venir otro". Como si uno reemplazara al otro, como si mi hijo que nació hace 1 año reemplazara a mi primera hija.

    Respecto de la "naturaleza sabia", fabio.... que se yo! cada caso es diferente. Si estamos hablando de una anormalidad cromosómica del feto es una cosa.... puede ser... quien sabe! pero naturaleza sabia en una asfixia por cordón? en un aborto por trombofilia de la madre no detectado por inentendible inconveniencia medica?

    De nuevo, me pareció muy bueno el post. Gracias marina.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • "superálo" no lleva tilde. Con el resto del post estoy en desacuerdo, creo que te basás en una experiencia personal o cercana y generalizás.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • marina    

    Maktub, a los médicos creo que les falta un seminario intitulado "el paciente tambien es una persona con sentimientos". Algunos les ponen mucha garra, pero otros naturalmente no son personas con mucha empatía. hay de todo...
    Matsventura, es cierto el tema de la "sensacion de reemplazo" que algunos tienen. Despues de mis pérdidas he hablado con mi vieja, que perdió su primer embarazo y el unico varon (ya que luego vinimos 4 mujeres), y pasados mas de 50 años del suceso ella confieza que "nada pudo reemplazarlo y el dolor no desaparece, solo deja de estar presente diariamente".
    Vlad, ahora edito la palabra que señalas. Gramática y ortografía no son mis temas preferidos, asi que es muy probable que haya mas de un error, y tampoco me preocupa.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:

Deje su comentario:

Tranquilo, su email nunca será revelado.
La gente de bien tiene URL, no se olvide del http/https
Para evitar bots, si se tardó mucho en leer la nota seguramente no sirva y tenga que intentar dos veces

Negrita Cursiva Imagen Enlace


comentarios ofensivos o que no hagan al enriquecimiento del post serán borrados/editados por el administrador