Invasión a Creta



La isla de Creta ubicada en el medio del Mediterráneo, al sur de Grecia, es famosa por leyendas y mitos griegos pero también era un punto fuerte para la flota británica en plena Segunda Guerra Mundial.

La invasión a Grecia de 1941 por parte de Alemania e Italia (ésta había comenzado en 1940 pero los italianos con las guerras son casi como los franceses) había empujado a unas 57.000 tropas aliadas a la isla. La isla además era un punto de ataque ideal para los campos petroleros en Ploieşti, Rumania. Los alemanes sabían que Creta debía ser invadida y anulada pero ¿Cómo?



Alemania se estaba preparando para la operación Barbarossa cuando Mussolini demostró que era un inútil para la guerra fracasando en Grecia. Es más, estaba a punto de perder Albania cuando Alemania se vio obligada a intervenir. Esto atrasó los planes para el ataque a Rusia pero además le dio una oportunidad a la Luftwaffe de poder presentar un plan de batalla que les permitiese recuperar la imagen luego del fracaso en los cielos de Gran Bretaña.

La idea entonces estaba en un ataque por vía aérea a gran escala, uno que la historia no conocía.

Los alemanes ya habían utilizado paracaídas y planeadores en Holanda, Dinamarca, Noruega y otras batallas incluyendo Grecia misma, pero esta vez los Fallschirmjäger iban a ser el arma principal ya que las aguas que rodeaban la isla estaban controladas por los británicos.



Aquí comenzó otra batalla, la de Inteligencia, porque los alemanes estaban mal informados sobre la cantidad de tropas aliadas en la isla, calculando unos 5000 hombres, cuando en realidad rondaban los 50.000 más una gran cantidad de civiles que se unieron a los aliados. Los alemanes creían que los locales los iban a ver a ellos como "liberadores" de la opresión monárquica británica. Se rumoreó siempre que Canaris, el comandante alemán luego ejecutado por un atentado contra Hitler, boicoteó esta misión mientras pudo.

Pero los británicos además estaban haciendo uso de una nueva arma: Ultra. La desencripción de los mensajes cifrados por la máquina Enigma fue crucial para entender cómo iba a ser el ataque alemán, por aire y no solamente anfibio.

En el despliegue también hubo errores, uno de ellos, tal vez el más ridículo, fue que los alemanes lanzaban a sus tropas sin armas, las armas iban en otro paracaídas separado, la razón era que lanzaban a baja altura, el resultado era un alemán con un cuchillo en una isla infestada de enemigos y teniendo que ir a buscar su arma en un canasto que por ahí había caído a muchos metros de él.

Los griegos, que en vez de sumarse a los alemanes los combatieron, tenían pocas armas y municiones pero lucharon ferozmente con sus viejos rifles hasta agotar municiones y luego a carga de bayonetas. Curiosamente el uso de subametralladoras con poco alcance afectó a los alemanes más de lo esperado y los griegos pudieron hacerse de armas alemanas al capturar las que caían en paracaídas.

Los Británicos estaban mejor armados pero tampoco era que tenían gran arsenal, además eran los que tenían que asegurar el aeródromo y los puntos críticos de la isla.



La operación Unternehmen Merkur comenzó el 20 de Mayo de 1941 cuando cientos de soldados paracaidistas saltaron en la mayor misión de este tipo hasta ese momento, el objetivo era el aeródromo de Maleme donde se encontraron con las tropas neocelandesas y sufrieron graves pérdidas. Muchos de los planeadores que llevaban tropas sufrieron inmediatamente bombardeo por morteros que los aniquiló.

Los alemanes poseían el control del espacio aéreo así que siguieron desplegando tropas, esta ventaja fue crucial para lograr quebrar las defensas pero el costo germano fue altísimo, para la noche del primer día no habían logrado uno solo de sus objetivos.

Al día siguiente los alemanes inteligentemente cortaron las líneas de comunicación aliadas y los neocelandeses dejaron de proteger el aeródromo creyendo que sus compañeros habían sido eliminados y lo dejaron indefenso. Esto dejó el aeródromo en manos alemanas y, por lo tanto, creó una vía de ingreso aerotransportada de tropas. Al mismo tiempo comenzó un desembarco anfibio para completar el cuadro.

Los alemanes tuvieron muchos problemas para realizar los ataques anfibios para poder llevar armamento pesado, es que si bien el aire les pertenecía el mar era controlado por la Royal Navy. Apenas algunos barcos escolta italianos hacían frente a una muy superior flota, proteger las lanchas de desembarco y los transportes era muy difícil y sólo la ayuda aérea les permitía avanzar.



Es más, los británicos enviaron cinco buques de la flota desde Malta para ayudar a los que estaban en Creta e impedir los refuerzos alemanes que no paraban de llegar, en tierra las tropas británicas y griegas se movilizaron hacia el sur de la isla ante el encuentro con tropas alemanas nuevas.

Recién para el 26 de mayo lograron llevar a tierra dos tanques livianos Panzer II, para el 27 de Mayo y ya con los alemanes adentrados en media isla el comando centrar británico, desde Londres, decretó perdida la batalla y comunicó a sus tropas que debían evacuar. Ese mismo día los italianos también desembarcaban sellando la suerte de los cretenses.

Lo que siguió fue una nueva evacuación masiva, esta vez hacia Egipto, unos 16.000 fueron evacuados pero 9.000 no lo logaron, los alemanes tomaron control completo de la isla para el 1º de Junio y rápidamente empezó la repersalia contra los locales con asesinatos en cada pueblo, principalmente contra los civiles que se habían unido a los aliados.

Creta proporcionalmente sufrió los peores horrores de la invasión de Grecia, porque los alemanes no terminaron de invadirla nunca, los partisanos pelearon hasta el final de la guerra contra el invasor y los alemanes se sentían libres de ejecutar a cualquier civil ya que los partisanos carecían de un uniforme, para ellos todo cretense era un posible guerrillero.



Uno de los aspectos interesantes de esta victoria pírrica por parte de la Alemania Nazi fue la enorme cantidad de bajas, entre 6000 y 7000 soldados alemanes, 280 aviones, contra 1700 muertos del lado aliado (aunque unos 12.000 de la Commonwealth y 5000 griegos capturados)

Tal fue la cantidad de bajas que Hitler ordenó cancelar todos los lanzamientos de paracaídas para la operación Barbarossa, las invasiones aéreas funcionaban en papel, pero en la realidad eran muy costosas.

Contrariamente a la idea de Hitler fueron los aliados los que habían quedado sorprendidos con la acción aérea, es que era obvio que permitía una velocidad de invasión muy superior y por ende empezaron a crear sus propias divisiones aerotransportadas en cantidad como se vería luego durante el Día D en el desembarco de Normandía.



La batalla de Creta fue la primera en muchos aspectos, la primera en usar masivamente paracaídas y planeadores para adelantarse en territorio enemigo, la primera vez que los aliados utilizaban mensajes descifrados de la máquina Enigma para prepararse ante el ataque y la primera vez que los alemanes encontraban una resistencia total por parte de los civiles invadidos.

Se podría decir que sirvió para cambiar muchas tácticas y crear nuevas, también abrió los ojos de los generales alemanes que se empezaron a encontrar con algo que iría creciendo año tras años, la resistencia de los pueblos invadidos, algo que no esperaban y que al promediar la guerra les perjudicó enormemente por no saber tratar a los invadidos, peor, considerarlos inferiores y maltratarlos. La resistencia partisana es en gran parte el fracaso de la operación Barbarossa que sucedió a la invasión de Grecia.

Otros posts que podrían llegar a gustarte...

Comentarios

  • Zizka    

    Excelente post. Nada que agregar. Tan solo que toda la fuerza aerotransportada aliada fue una copia fiel de la organización alemana: Hasta la forma de saltar y caer fue tomada de un video propagandístico teutón

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Zizka dijo:

    Excelente post. Nada que agregar. Tan solo que toda la fuerza aerotransportada aliada fue una copia fiel de la organización alemana: Hasta la forma de saltar y caer fue tomada de un video propagandístico teutón


    sep, y también se encontraron con los mismos problemas en el norte de Francia, años después se cambió a paracaídas controlables y mejor equipamiento para paracaidistas, además del soporte aéreo

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Muy muy interesante, varias veces había visto alguna referencia a esta invasión alemana pero nunca había leído nada.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • fbkpo    

    buen articulo, claro y con una buena conclusion. se viene libro de la WW2? no se si esperar hasta los 100 años, seguiremos vivos en 2039 ? :D

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • fbkpo dijo:

    buen articulo, claro y con una buena conclusion. se viene libro de la WW2? no se si esperar hasta los 100 años, seguiremos vivos en 2039 ? :D


    naaaah, no creo, hay tanto escrito que prefiero escribir de otros temas y de la WW2 leer o hacer estos posts...

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Cattel    

    Qué loco que estando al tanto de los planes secretos y todo no pudieron mantener la isla, ¿no?

    La cara de los pibes cuando les dijeron que su arma caía en una canasta "por allá". Ojalá nunca nos toque estar enrolados en una barbaridad semejante...

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • Muy interesante, no conocía nada de esta batalla en particular.

    Saludos.

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:
  • jenofonte    

    No pones las fuentes de las fotos...podrías decirme de donde las sacastes???

    • Responder
    • Citar
    • Comentado:

Deje su comentario:

Tranquilo, su email nunca será revelado.
La gente de bien tiene URL, no se olvide del http/https
Para evitar bots, si se tardó mucho en leer la nota seguramente no sirva y tenga que intentar dos veces

Negrita Cursiva Imagen Enlace


comentarios ofensivos o que no hagan al enriquecimiento del post serán borrados/editados por el administrador